La Recuperación Mundial Se Ve Afectada Por La Crisis Energética


En varias partes del mundo se habla de la actual crisis energética, y los mercados ya empiezan a preocuparse por esta situación.

Como es de esperarse después de una pandemia, la recuperación mundial debería llegar rápidamente. Sin embargo, la inflación se está comportando de forma exponencial en varios países del mundo, generando graves problemas económicos como consecuencia de ello.

Los precios de la electricidad han alcanzado máximos históricos en las últimas semanas, impulsados por la escasez en Asia, Europa y Estados Unidos, y se prevé que la crisis energética de China se prolongue hasta finales de año y frene el crecimiento de la segunda economía mundial.

Las principales economías del mundo, como Estados Unidos, China, Japón, Reino Unido, India y Europa, han tomado medidas adicionales para controlar el aumento de los precios de la energía. El aumento de los precios ha generado la llamada crisis energética de la que todo el mundo habla. El impacto de la escasez de suministro de energía y de componentes de fabricación está apareciendo en los datos desde Tokio a Londres, lo que añade temor en los mercados mundiales.

Las ventas de acciones y bonos mundiales se extendieron, llevando los rendimientos del Tesoro estadounidense a corto plazo a máximos de 18 meses, mientras que las acciones mundiales cayeron por tercer día consecutivo por el temor a que los precios de la energía frenen el crecimiento económico global.

En Japón, los datos de inflación alcanzaron el mes pasado su nivel más alto en 13 años, mientras que los compradores británicos redujeron sus gastos y China registró una caída del 20% en las ventas de automóviles.

China toma medidas para frenar los altos precios de la energía

En respuesta a la escasez de generación de energía provocada por la escasez y los precios récord del carbón, el gobierno chino ha tomado una serie de medidas para impulsar la producción de carbón y gestionar la demanda de electricidad en las plantas industriales.

Para ayudar a las compañías eléctricas a controlar los altos costos del carbón, la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma (CNDR) dijo que toda la electricidad generada por las plantas de carbón tendría un precio ordenado por el mercado «a partir del 15 de octubre».

También dio instrucciones a los usuarios comerciales e industriales para que compren directamente en el mercado o a través de agentes en línea «tan pronto como sea posible», dijo Reuters en un informe.

En una rueda de prensa, el funcionario de la NDRC Peng Shaozong dijo que la reforma estaba «diseñada para reflejar la demanda y el consumo de energía, y en cierta medida para aliviar las dificultades de funcionamiento de las empresas de energía y animar a las plantas en aumentar el suministro de energía».

El contrato de futuros de carbón térmico más activo de China se disparó hoy un 11% hasta alcanzar un récord de 1.507,8 yuanes (233,55 dólares).

India también toma medidas para protegerse

India autorizó recientemente a los productores de electricidad a mezclar carbón importado con carbón local para satisfacer el actual aumento de la demanda.

La tercera economía de Asia se enfrenta a cortes de suministro a gran escala, ya que varias centrales eléctricas tienen pocas existencias de carbón como consecuencia de la fuerte subida de los precios mundiales de la energía. India también ha decidido penalizar a las empresas eléctricas que venden energía a las bolsas para aprovechar la subida de precios, y que perjudican el bajo suministro actual. El ministerio dijo que había ordenado a las compañías eléctricas que aumentaran el suministro a Delhi, cuyo ministro advirtió el sábado de una posible crisis eléctrica.

El petróleo se beneficia de los altos precios

El petróleo subió a 84 dólares por barril, muy cerca de su máximo en tres años, ya que el repunte de la demanda mundial tras la pandemia del COVID-19 provocó una subida de precios y la escasez de otras fuentes de energía. El carbón ha alcanzado máximos históricos y los precios del gas siguen siendo cuatro veces más altos en Europa que a principios de 2021.

Aunque la OPEP+ está aumentando la producción mensualmente para hacer frente a la recuperación de la demanda, la oferta parece ir en aumento.

El precio del crudo Brent se ha disparado más de un 60% este año, apoyado por las decisiones de la OPEP+, así como por los precios récord del gas en Europa. El crudo Brent s cotiza actualmente en la zona de los 83,61 dólares, muy cerca de su máximo desde octubre de 2018. Por su parte, el crudo WTI, de referencia en Estados Unidos, ha alcanzado hoy los 82,18 dólares, correspondiente a su máximo desde finales del 2014.

La fuerte subida ha presionado a la OPEP+ desde los países consumidores, y un funcionario estadounidense dijo el lunes que la Casa Blanca mantiene sus llamamientos a los países productores de petróleo para que «hagan más» para aliviar la situación actual.

Igualmente, un funcionario ruso dijo el martes que el gigante energético Gazprom ha comenzado a utilizar sus inventarios para bombear más gas natural en la red de gasoductos para estabilizar los precios en alza.

Siga toda la información sobre la crisis energética y su impacto en los mercados financieros mundiales en AtoZ Markets. Tell us what you think about this article.

Share Your Opinion, Write a Comment